13 de Febrero 2001

27.06.2011 00:08

13 de Febrero 2001

 

A vuestra esencia debéis contar que estáis allá.

 

Os dais cuenta

que habéis desvirtuado vuestra esencia

mirando en el ojo ajeno la Paja

 

Se os dijo

que debéis enfocar la esencia en el Cielo.

Debéis relativar vuestra esencia en el Cristo.

 

Hijitos

os dais cuenta que la Oscuridad

sutilmente utiliza en contra de vosotros la propia enseñanza.

 

Debéis saber que debéis asimilar estas cosas

No penséis que hay Mal porque ha de existir

Pensad que existe el bien en vosotros

y no veréis la esencia del Mal.

 

Dejad que los Cerdos miren las Perlas

pero no entreguéis vuestra esencia hablando de ellos

 

Os dais cuenta que entregáis vuestra Vibración

y estáis alimentando el Huerto 

que no corresponde a vuestra esencia.

Preocupaos por el vuestro

porque está dejando de recibir el Agua de la Vida.

 

El Mal ha de existir

y jamás os deja tranquilo desde el fin de los tiempos.

 

Fijad vuestra esencia como se ha indicado.

Mirad el Cielo y su extremada belleza

Cuando hagáis esto no lloréis extrañando el Sol

pues las Lágrimas impedirán ver la belleza del Universo.

 

Dejad al Mundo ser Mundo

Debéis preocuparos de vosotros que no pertenecéis a él.

 

Hermanos

A vosotros os hablo que ya me conocéis

ya habéis entablado conmigo una vez.

Se os dieron las coincidencias que pedíais

 

Os dais cuenta

que de la esencia del Cielo se a puesto sobre vosotros la Visión

¿Creeríais que no tenéis valor para haberos mirado?

El Plan del Padre se concreta

Cultivad vuestro Huerto en esencia

y no regaléis Perlas a los Cerdos.

se os a dicho a vosotros

31 veces ya para ustedes como vosotros llamáis.

 

De la Vida nueva sois irradiados hoy

No alimentéis su esencia nueva de Oscuridad

debéis rodearla de luz.

No seáis responsables de la caída de nuestros hijitos.

No dejéis que el Mal hable por vosotros

y no deis preocupación por el Error de la conciencia vecina

pues cada uno es responsable de la propia.

Entendéis estas cosas porque vosotros queréis.

No desvirtuéis la esencia

 

Entenderéis porque vosotros sabéis

no porque queréis

sino porque está en vosotros

Del Cristo sois esencia.

Alimentaos

Alimentaos de esto

Es la comida del Cielo

pues no tan sólo de Pan Vivirá el hombre.

 

La palabra de Dios es la esencia de la Vida en vosotros.

¿Os dais cuenta que la esencia es virtud de quién la recibe?

 

El Don no es para todo aquel

que de “Señor”  “Señor” se dirija al Cielo.

¡Vuestra esencia es la que habla al Cielo!

Bendecios entre vosotros cada día y cada momento

Amaos como el Padre Ama a vosotros

Bendecid a quienes os Maldicen

 

Más

No hacinéis de Luz Oscura vuestra Esencia.

Debéis ser Radiantes de Esplendor en Esencia

y demostrareis a este Mundo

que el Padre es la Esencia del Universo por los Siglos de los Siglos

hasta el Fin de los tiempos y después de los tiempos.

Del Alfa a la Omega.

¡No hay ni Principio ni Fin!

Ya entenderéis, cuando volváis a Casa hijitos.

¡Manteneos firmes!

¡Manteneos firmes, hermanitos!

Os doy la Bendición del Padre.

AMEN.